Nuestra amiga Gavina nos ofrece hoy un postre con reminiscencias indonesias y que no necesita horno, lo cual se agradece en época estival. Además de refrescantes, estos Corazones de fresas con agar-agar son muy aromáticos gracias a las especias que llevan.
 
El agar-agar es laxante y tiene un efecto extramadamente refrescante y depurativo. Es rico en calcio, razón por al cual nos ayudará a cuidar el estado de nuestros huesos, evitando la osteoporosis tan temida en la menopausia.
 
Las fresas destacan por su acción antioxidante que ayuda a bloquear el efecto nocivo de los radicales libres, responsables del envejecimiento y de ciertas enfermedaddes degenerativas. Son ricas en vitamica C, que proporcionará elasticidad a nuestra piel y mejorará el estado de nuestras articulaciones.

 

Ingredientes (para 12 corazones aproximadamente):
  • 1 l  leche de arroz
  • 6 c/s crema de leche de coco
  • 2 c/s mermelada de fresas sin azúcar (o 4 frutos rojos)
  • 12 fresas cortadas a pedacitos
  • 6 c/s sirope de agave
  • 2 c/s agar-agar en copos
  • 1 pizca de cardamono
  • 1 pizca jengibre en polvo
  • 1 pizca de vainilla en granitos
  • 1 c/s agua de azahar (agua de rosas con melisa, o similar)
  • un poco de ralladura de limón
  • 4 o 6 fresas cortadas a láminas (para el decorado)
  • menta fresca
Elaboración:
– En un cazo calentaremos durante unos minutos la leche con las especias y la ralladura de limón. Una vez aromatizada, agregaremos el agar agar, lo dejaremos cocer sin parar de remover suavemente unos 3 minutos.
 
– A continuación la endulzaremos con el sirope y la mermelada.  Agregaremos finalmente, sin parar de remover, el agua de azahar (o de rosas) y la crema de de leche de coco.
 
– Retiraremos del fuego y volcafrremos el contenido en flaneras individuales en forma de corazón, o bien en un molde que nos guste, individual o con capacidad para 1 litro de leche.
 
– Dejaremos enfriar a temperatura ambiente y, cuando esté natural, lo pondremos a la nevera para que cuaje, a fin de conseguir una gelatina de leche de arroz.
 
– Para  emplatar, desmoldaremos con delicadeza las gelatinas y las decoraremos con unas láminas de fresas y una hoja de menta fresca.
 
Nota:
– c/s: cucharada sopera

¡Seguro que estos Corazones de fresas con agar-agar os han enamorado! ¿No es cierto?

Receta y fotografía de La cuina de Gavina