Menopause SocietyLa menopausia es un evento natural en el transcurso de la vida de una mujer, y normalmente ocurre entre los 40 y 55 años.  Una mujer esta oficialmente en la menopausia cuando lleva 12 meses sin tener la menstruación. Algunas mujeres entran en la menopausia de forma precóz, antes de los 40 años, debido a la extirpación del útero y ovarios, quimioterápia, por tratamiento médico, o por causas naturales.
Cada mujer experimenta la menopausia de diferente manera. Algunas mujeres no tienen síntomas que interfieren en su calidad de vida. Sin embargo, para muchas mujeres los síntomas más comunes son sofocos, a veces nocturnos, y sequedad vaginal. El tratamiento más efectivo para estos síntomas es la terapia hormonal sustitutiva (THS), si bien, tratamientos no hormonales también pueden ser efectivos.

 

Normalmente el THS comprende dos opciones diferentes:

-Si la mujer tiene un útero, la terápia hormonal incluye la combinación de estrógeno + un progestágeno que es necesario para prevenir el cáncer de útero.

– Si la mujer no tiene útero, necesitará una unica hormona, el estrógeno.

-El uso de pequeñas dosis de estrógeno por vía vaginal no requiere el uso de un progestágeno.

Hay muchas opciones diferentes de terapia hormonal.

–     Cápsulas orales.

       Parches, y pomadas que se aplican por la piel.

       Una pomada o cápsulas dentro de la vagina.

Muchas combinaciones y dosificaciones están disponibles para cubrir las necesidades de cada mujer. Cada una de estas opciones tiene sus pros y sus contras que hay que clarificar con el ginecólogo.

Las hormonas bioidénticas, que son semejantes a las hormonas producidas por los ovarios , están disponibles en marcas conocidas y aprobadas por el FDA . El término “terapia hormonal bioidéntica” también se usa para las fórmulas magistrales que se preparan en las farmacias. Estos productos no siempre están aprobados por el FDA en cuanto a seguridad, eficacia, pureza y dosis adecuadas. Aunque los fármacos conocidas y aprobadas son una buena opción para la mayoría de mujeres que tienen síntomas en la menopausia,   las fórmulas magistrales pueden ser utiles en pacientes que tienen alergias .

En el año 2002 un estudio conocido como   “The Women´s Health Iniciative”  (WHI) mostró un aumento en el riesgo de cáncer de mama, enfermedades cardiovasculares y trómbosis con el uso de THS (estrógenos mas progestágenos) En los diez años desde este estudio, hemos aprendido que el tipo de THS (Terápia solo con estrógenos o estrógenos mas progestágenos, la forma de administrar las hormonas (oral o transdérmico) y cuando empieza a tomar el tratamiento (antes o mucho después de la menopausia) produce beneficios y efectos secundarios muy diferentes. El riesgo de efectos secundarios (tales como infarto, trombósis o cáncer de mama) con THS en mujeres sanas entre las edades de 50 a 59 años, es bajo. En contraste, el uso de THS de larga duración, o empezando el THS muchos años después de la menopausia , está asociado con altos riesgos de estos efectos secundarios.

Es importante valorar los beneficios y riesgos del THS . El THS debería ser personalizado y adaptado a las necesidades y perfil de riesgo de cada mujer.

La sociedad norteamericana de la menopausia (NAMS) ha publicado sus nuevas recomendaciones acerca el THS en el 2012  en una guia para ayudar a las pacientes:

  • THS sigue siendo el tratamiento más efectivo para los síntomas de la menopausia tales como los sofocos y los sudores nocturnos que pueden impedir la calidad de sueño y de vida. Muchas mujeres pueden tomar este tratamiento de forma segura.
  • Si la mujer tiene antecedentes de trombósis, enfermedad cardiovascular o cáncer de mama, puede que no sea de su mejor interés tomar THS. Hay que valorar estas condiciones con el ginecólogo.
  • La duración del tratamiento con THS es diferente para el tratamiento combinado (estrógeno más progestágeno) vs. solo con estrógeno. Para el THS combinado, hay un ligero aumento en el riesgo de cancer de mama con un tratamiento de más de 3 y 5 años de uso. Para el tratamiento solo con estrógenos, este aumento en la incidencia de cancer de mama no se ha detectado en pacientes con más de 7 años de tratamiento. Estos datos sugieren un margen más amplio de uso de tratamiento hormonal solo con estrógenos.
  • La mayoría de las mujeres sanas que tienen menos de 60 años no tendrán riesgo de enfermedad cardiovascular con el THS. Parece que hay un aumento mínimo en el riesgo de trombosis en pacientes jovenes , de menos de 60 años, y llega al 1/1000 pacientes al año que toman THS.
  • Parece que los estrógenos transdérmicos, que se aplican en la piel mediante parches o geles, además de estrógenos de dosis bajas por vía oral, tienen menos riesgo de trombósis, pero de momento faltan mas estudios para comprobar estos datos. Las investigaciónes que estan en marcha aportarán más datos y más información para seguir ayudando a las mujeres en su decisión de tratarse o no con THS cuando empieza la menopausia.

Para más información acerca de la menopausia, visitan la página web de NAMS www.menopause.org